Actualidad

Investigadores hallan probiótico para tratar los cólicos de bebés

Es un gran avance para mamás preocupadas

Investigadores australianos pueden haber descubierto una forma simple y natural de tratar los cólicos, al menos para los bebés amamantados: con un probiótico. La evidencia positiva podría proporcionar a algunas madres un alivio serio, ya que los estudios muestran que hasta una cuarta parte de los bebés sanos lloran por esta causa. Los bebés con cólicos tienen menos de 5 meses y lloran por más de tres horas seguidas tres o más días a la semana durante al menos tres semanas, según Baby Center.

La investigación muestra que, además de angustiar a los padres, los cólicos pueden tensar las relaciones familiares, aumentar el riesgo de depresión de los padres y afectar la lactancia.

“Muchos padres buscan desesperadamente algo que trate o incluso ‘cure’ el cólico de su bebé”, dijo a The Huffington Post Holly Klaassen, fundadora y editora de The Fussy Baby Site para padres de bebés con cólicos y “necesidades altas”. “Desafortunadamente, los médicos no han podido dar muchas respuestas”.

Hasta ahora. Investigaciones dirigidas por el Instituto de Investigación Infantil Murdoch en Melbourne (MCRI) publicadas esta semana en la revista Pediatrics encontraron que un probiótico llamado “Lactobacillus reuteri” en realidad puede ayudar a reducir el llanto y el alboroto en algunos bebés amamantados, según The Age.

Los investigadores analizaron 345 bebés y descubrieron que el grupo probiótico tenía el doble de probabilidades que el grupo placebo de experimentar una reducción del 50% en el llanto durante tres semanas, según SBS News de Australia; la reducción en el tiempo de llanto fue de 13 a 15 minutos mayor por día para el grupo probiótico.

Los bebés amamantados a los que se les administró el probiótico redujeron el llanto después de 21 días en un promedio de casi 50 minutos al día, en comparación con los que no recibieron el tratamiento, según The Age. Se requiere más investigación para determinar si el tratamiento ha demostrado ser o no efectivo en los bebés alimentados con fórmula. Hasta ahora no es así, informó SBS, tal vez porque los bebés amamantados y alimentados con fórmula tienen diferentes microbiotas intestinales o flora.

Los sistemas digestivos de los bebés desempeñan un papel importante en cuánto lloran, porque sus sistemas digestivos pueden estar lidiando con cambios bacterianos o simplemente no están lo suficientemente desarrollados todavía y los probióticos (que son bacterias “buenas”) pueden mejorar la salud intestinal, según The Huffington Post.

Los padres pueden encontrar el probiótico en algunas tiendas (de hecho Gerber lo vende), pero deben darse cuenta de que esto no es una cura. “Puede ayudar a algunos bebés a dejar de llorar por algún tiempo”, dijo la autora principal, la doctora Valerie Sung: “Pero no significa que las cosas se arreglen de la noche a la mañana”.

La Dra. Sung también le dijo a The Age que los padres deberían pensar en suspender el probiótico una vez que termine el período de llanto porque, aunque los investigadores del estudio saben que es seguro a corto plazo, todavía no tienen información sobre los efectos a largo plazo .

De hecho, un editorial que acompaña a la revisión en la revista Pediatrics argumentó que es demasiado pronto para recomendar los probióticos para los bebés con cólicos, amamantados o no. El editorial señaló que la incidencia de cólicos en los bebés que no reciben probióticos también disminuye con el tiempo: del 20% en las primeras seis semanas de vida al 11% en las semanas ocho o nueve.

Por lo tanto, si decides tratar a tu bebé con probióticos (con la aprobación de su médico), tampoco lo hagas de forma constante.

Redacción
Somos una comunidad de mamás para mamás. Una plataforma que permite que mamás se conecten para intercambiar ideas, consejos y experiencias que sirvan como guía y apoyo en el proceso de maternidad.
Free Events Calendar Plugin