Actualidad

Comer huevos y tocino en el embarazo hace a bebés más inteligentes

Todo gracias a una sustancia llamada Colina

Probablemente ya hayas escuchado hasta el cansancio el viejo dicho de “el desayuno es la comida más importante del día”. Muchas personas no tienen apetito para comer por la mañana, mientras que otras parece que se comen todas las porciones del día. Pero para las mujeres embarazadas, esto tendrá otros significado, después de que un estudio reciente descubrió que comer alimentos como tocino y huevos durante el embarazo puede aumentar el coeficiente de inteligencia de tu bebé. Nunca el desayuno sonó más atractivo.

Los hallazgos del estudio no fueron demasiado complicados ni difíciles de descodificar: comer ciertos alimentos tiene el potencial de hacer que tu bebé sea más inteligente. El estudio, publicado en la Revista de la Federación de Sociedades Americanas para la Biología Experimental, encontró que las madres que comieron tocino y huevos durante los últimos tres meses, o en su último trimestre, tenían más probabilidades de tener bebés con puntajes de prueba más altos y un mayor IQ en la infancia, ya que obtuvieron mejores puntajes en las pruebas posnatales, según The Independent.

¿Cuál es el secreto? La colina, que es un nutriente que está en el tocino y los huevos, pero que no se encuentra normalmente en la vitamina prenatal promedio, de acuerdo con Fit Pregnancy. El Dr. Eric Hodgson, especialista en medicina materna y fetal en Hartford, Connecticut, explicó la importancia de la colina para adaptarse al embarazo:

“La colina ayuda a que las células del cerebro del bebé se desarrollen y funcionen normalmente y protege contra defectos congénitos como la espina bífida. Algunos estudios han demostrado que también puede mejorar el coeficiente intelectual de un bebé y protegerlo de otros problemas mentales como la depresión”.

¿Cuánta colina es necesaria? Se recomienda, de acuerdo con Science Daily, que las mujeres coman 425 miligramos de colina al día y un huevo duro contiene 147 mg de colina, según el Departamento de Salud y Servicios Humanos.

Pero los huevos y el tocino no son los únicos alimentos que son ricos en colina, los vegetales también contienen pequeñas cantidades de colina. Pero, según Fit Pregnancy, la colina es más abundante en subproductos animales, como huevos, carne y pescado. Como algunos dirían que el desayuno es el momento más popular para comer huevos y carne juntos, tendría sentido obtener tu consumo diario de colina en este momento. Especialmente dado que, según Fit Pregnancy, la mujer promedio come entre 300 y 425 mg de colina al día.

Pero si el desayuno realmente no es tu comida favorita del día, la colina también es abundante en salmón, germen de trigo, coles de bruselas, brócoli, leche, mantequilla de maní e incluso chocolate, según la Oregon State University. Por lo tanto, tu cena habitual y tu postre favorito también podrían contener suficiente colina para que tu bebé sea el más brillante.

Además de un coeficiente de inteligencia alto, la colina puede ayudar a tu feto de muchas otras maneras. Un estudio de 2015 descubrió que consumir una dieta rica en colina durante el embarazo podría disminuir el riesgo de enfermedad mental en tu bebé. Otro estudio de 2015 encontró que la colina alivió la respuesta del bebé al estrés en el útero. Pero el exceso de colina en las dietas, de acuerdo con Reuters, no mejora el lenguaje del bebé ni las habilidades de memoria más de lo que lo hace la cantidad promedio de colina.

Redacción
Somos una comunidad de mamás para mamás. Una plataforma que permite que mamás se conecten para intercambiar ideas, consejos y experiencias que sirvan como guía y apoyo en el proceso de maternidad.
Free Events Calendar Plugin