Actualidad

¿Cómo es amamantar a tu bebé después de un año?

Por si deseas aplicar la lactancia extendida

Si estás considerando amamantar prolongadamente, hay algunos consejos de expertos, que te pueden ayudar a lograr y entender, todo lo que necesitas saber sobre la lactancia después de un año.

Existen varios estudios que demuestran innumerables beneficios de amamantar más allá de un año. Todo, desde un mayor coeficiente intelectual hasta una mayor resistencia a ciertos virus y bacterias, a beneficios emocionales como la cercanía con los padres y la autoconfianza, según La Liga Internacional de la Leche. Aunque a veces, amamantar más allá de un año puede ser un dolor. Es posible que notes una disminución en tu suministro. Además, es difícil para citas y viajes. Sin embargo, es absolutamente factible si es algo con lo que estás comprometida y algo que tu hijo necesita o desea.

Lo primero que debes saber es que puedes sentirte abrumada en algún momento, señaló La Liga de la Leche. Sí, la mayoría de las veces, abrazar y amar a tu hijo, alimentarlo y pasar el rato es realmente la luz de tu vida, ¿pero a veces? No tanto. También es posible que no desees tocar a tu cónyuge o tener la visión de abofetear a quienes se te acercan demasiado. Sucede y es normal.

Tu hijo también puede dejar de amamantar repentinamente. Si bien es poco común, según Kelly Mom, en la mayoría de los bebés, a los 18 meses, se produce el destete.

Mientras más grande sea tu hijo, más errática se volverá la lactancia también. Tu hijo podría amamantar durante algunas sesiones cortas durante el día, y luego durante un largo tiempo por la noche o no en absoluto, según Kelly Mom.

Otro problema es la sociedad. Es muy seguro que te juzgarán por amamantar a tu hijo de 2 años en público. Habrá comentarios sarcásticos o susurros La gente no se va a callar al respecto, a pesar que ya nos encontramos en la era de la información, donde nos dicen que la lactancia extendida es excelente.

Pero si quieres callarlos, tienes muchos argumentos, por ejemplo: “¿Sabes que se ha demostrado que las mujeres que amamantan por periodos de tiempo más largos son menos propensas a contraer cáncer de mama?” (Sin mencionar el cáncer ovárico y uterino, de acuerdo con Parents).

Sharon King, una enfermera registrada y consultora de lactancia, dice que puede haber algunas complicaciones asociadas con la lactancia prolongada de las que tal vez no estás al tanto. Primero, aunque es extremadamente poco común, algunas mujeres no recuperan su período o fertilidad hasta que se destetan. “Es un truco de la naturaleza. Algunas mujeres lo recuperan de inmediato, algunas mujeres nunca lo hacen mientras estén amamantando”.

Además, según King, puede ser más difícil perder peso. “La lactancia materna puede hacer que tengas mucha hambre, y si bien puede ayudarte a perder peso, también puede ayudar a mantener la grasa, ya que eso es lo que te mantiene produciendo leche de alta calidad”.

Al final, es una elección personal y tiene consecuencias. Afortunadamente, los beneficios son mayores que éstas, así que si ya lo decidiste y te sientes cómoda: ¡adelante!

Redacción

Somos una comunidad de mamás para mamás. Una plataforma que permite que mamás se conecten para intercambiar ideas, consejos y experiencias que sirvan como guía y apoyo en el proceso de maternidad.

Free Events Calendar Plugin