Actualidad

Alimentos que tu bebé NO debe comer

Foto: BC

Días atrás publicamos un artículo con datos importantes que debes saber sobre la alimentación complementaria de tu bebé  y que esta debe ser después de los seis meses, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS) posteriormente se debe ir complementando su diera de  manera paulativa. Sin embargo también existen alimentos que no debes ofrecerle a tu bebé.

A finales del año pasado se registró la muerte de una pequeña de 8 meses que falleció después de que su mamá le dio de beber un té para los cólicos, ignorando que esto le causaría la muerte. Por lo que es  importante conozcas qué alimentos no son convenientes, de acuerdo con información avalada por el Comité de Nutrición de la Asociación Española de Pediatría y la Asociación Valenciana de Pediatría de Atención Primaria.

Según este documento estos son los alimentos que debes evitar:

  • Bebidas azucaradas tipos jugos o infusiones: Además de presentar una gran cantidad de colorantes y azúcar, muchos de ellos incluyen cafeína, por lo que pueden generar grandes problemas a nivel gástrico y alteraciones del sueño.
  • No añadir sal ni azúcar a las comidas: son muy difíciles de procesar por el organismo del bebé.
  • Evitar la miel: puede producir botulismo, pero también puede provocar una asfixia por la alergia al polen.
  • Carne, pescado y huevo: combinados en el mismo día por el exceso de proteínas.
  • Infusiones: puede provocar botulismo, enfermedad que afecta el sistema nervioso y puede ser mortal.
  • Comida chatarra: se consideran las que son una fuente de azúcar, sal, colorantes y calorías innecesarias para tu bebé. Las consecuencias es el aumento de y la aparición temprana de caries.
  • Frutos secos: son muy difíciles de tragar, existe riesgo de asfixia, puede desarrollar algún tipo de alergia alimentaria.
  • Conservas: pueden llegar a dañar los órganos del bebé. Por lo mismo, la recomendación es preparar por ti misma las compotas o comidas del bebé.
  • Embutidos: pueden ser salchichas, paté, salames, jamón cocido etc. sus ingredientes no puede procesar el aparato digestivo de tu hijo.

Importante:

  1. Si un niño no quiere comer, sobre todo si está enfermo, no lo obligues.
  2. Asegúrate que si está enfermo el aporte de líquidos sea adecuado.
  3. Si un niño rechaza repetidamente un alimento, sustituir por otro del mismo grupo y volver a ofrecer pasadas unas semanas.
  4. No dar leche de vaca hasta el año de vida.
Redacción

Somos una comunidad de mamás para mamás. Una plataforma que permite que mamás se conecten para intercambiar ideas, consejos y experiencias que sirvan como guía y apoyo en el proceso de maternidad.

Free Events Calendar Plugin